Páginas

lunes, 17 de junio de 2013

Gracias doctor, gracias amigos, gracias Twitter

Mi boca antes de operarme Foto: Walfrido López R.
Hace unos días ingresé en el Hospital “General Calixto García”, una institución médica cubana con más de 125 años de historia, para una operación planificada en la zona de boca cuello. La cirugía fue realizada con éxito y el hecho más fácil para corrobóralo es que desde hace días estoy en casa de reposo. A pesar de algunos fallos en el flujo de información y el funcionamiento de los servicios médicos, le estoy muy agradecido a todo el personal hospitalario que me atendió, en especial a mi doctora y el dream team de cirujanos. Muchas gracias a todos mis familiares, seguidores y amigos por sus preocupaciones, muestras de apoyo, rezos y oraciones. Y como dijo el poeta que repetir es poesía ¡Muchas gracias!

Pero hoy lo que más me interesa comentar es el alcance real que empiezan a tener las redes sociales para informar dentro de Cuba, un país con -1% de su población conectada al ciberespacio y nula conexión a INTERNET móvil. Resulta que desde antes del ingreso médico, algunos amigos y seguidores que conocían de antemano la complejidad de la operación y el uso de anestesia general en la cirugía, me pidieron que por favor les mantuviera actualizados con noticias mías todo el tiempo. Ante la conocida falta de conexión al ciberespacio desde hospitales cubanos, y para ahorrar dinero en llamadas y SMS nacionales e internacionales, en el momento preciso (durante el ingreso médico) me saqué de abajo de la manga el truco del pajarito azul en la isla de los desconectados: actualizar simultáneamente mi status en Twitter y Facebook con SMS internacionales enviados desde mi móvil CUBACEL. De esta forma, con el envío de varios SMS pude compartir la información que consideré más importante en distintos momentos de mi ingreso médico. Estoy convencido que tener activado Twitter en mi teléfono CUBACEL hizo la diferencia a la hora de informar a mis seguidores y amigos en Cuba y el mundo. Porque gracias a los twitts enviados pude compartir y distribuir información en tiempo real en INTERNET desde varios lugares de un hospital absolutamente desconectado del ciberespacio, trayéndole mucha tranquilidad a todos los interesados en el momento oportuno.

Esta primitiva twitter experiencia médica me ha servido para confirmar una vez más la importancia que está teniendo la empresa del pajarito azul para el libre flujo de la información desde y hacia la isla de Cuba. La sociedad civil cubana tiene que comprender de una vez por todas la gran importancia de montarse ahora mismo, gracias a Twitter, en el adelantado carro del INTERNET móvil. Y así, un paso adelante, no tener que esperar a que un lejano día llegue dicho servicio desde el monopolio estatal de las comunicaciones ETCETSA. Pero todo parece indicar que primero habrá un período de twitter evangelización para ayudar a los cubanos a comprender la importancia y todos los beneficios del simple hecho de activar los móviles CUBACEL con el servicio long number de Twitter.

Walfrido López R.
La Habana, Lunes 17 de junio del 2013

PD: Twitts publicados durante mi ingreso, entrada y salida del salón de operaciones, y alta médica.










ShareThis